Inicio
Actualidad
turismo de masas

¿Qué es el turismo de masas y cuáles son sus consecuencias?

La actividad turística representa varias consecuencias si se cae en lo que se conoce como turismo de masas. ¿Qué es? ¿Puede desencadenar turismofobia?

El turismo es uno de los pilares de la economía de muchos países. No obstante, aunque en la calculadora esos números se ven muy bien, en el día a día representan diversas consecuencias si se cae en lo que se conoce como turismo de masas. ¿Qué es y qué consecuencias trae?

A grandes rasgos, ese concepto se define como aquel que, en algunos casos, contribuye a deteriorar el medio ambiente, a no generar las condiciones laborales más óptimas y a causar malestares en la población local.

¿Qué es el turismo de masas?

El turismo masivo o de masas se puede entender como el tipo de turismo que se caracteriza por aglomerar cierto número de turistas en los mismos sitios: barrios emblemáticos, monumentos, iglesias, playas, parques, etc.

La singularidad del turismo de masas es que la gran cantidad de viajeros que atrae termina por desplazar a los mismos vecinos de los sectores en los que se suele concentrar.

Por ejemplo, la capital catalana, Barcelona; la reconocida isla española, Palma de Mallorca y la romántica Venecia son las ciudades de Europa que más se ven afectadas por las consecuencias del turismo masivo, sobre todo, en temporada alta. La fama y la belleza de sus lugares son las principales causas.

¿Cómo surge el turismo de masas?

El auge del turismo mundial o internacional se produjo entre la década del 50 y 70. Sus receptores primarios fueron Alemania, Japón y Estados Unidos.

En efecto, según datos de la Organización Mundial de Turismo (OMT), entre 1950 y 1975 las llegadas internacionales de turistas pasaron de 25 a 222 millones, lo que significa que se intensificaron en aproximadamente nueve veces.

Es indudable que el turismo de masas se ha transformado, con el paso de los años, en el impulsor de la economía de muchos países.

Sin embargo, su democratización no deja de arrojar resultados negativos como los ya mencionados y de los que profundizaremos en el siguiente apartado.

¿Qué impactos ha ocasionado el turismo en masa?

Los impactos que ha ocasionado el turismo en masa y que sigue ocasionando van en detrimento del mantenimiento del planeta y de las poblaciones anfitrionas.

No por nada, la OMT decidió darle vida e implementar el turismo sostenible con la idea de generar nuevas formas de viajar mucho más respetuosas y amigables en todos los sentidos.

Protestas contra el turismo de masas en Tenerife, en las Islas Canarias.png
Protestas contra el turismo de masas en Tenerife, en las Islas Canarias.

Protestas contra el turismo de masas en Tenerife, en las Islas Canarias.

Entre los choques que provoca el turismo de masas están:

Producción en serie

Anteriormente, obtener un souvenir en un viaje era una forma de honrar y de llevarse de vuelta a casa un pedazo de la cultura disfrutada.

Ese producto era casi exclusivo, lo que en la actualidad no sucede, pues los propios artesanos se han visto obligados a empezar a producir en serie para abarcar la alta demanda de turistas que quieren sus obras.

A más medios de transporte, más CO2

El uso de los diferentes medios de transporte para viajar y desplazarse en los lugares ha traído consigo el aumento de las emisiones de CO2. Los aviones y los barcos, especialmente los cruceros, son los principales responsables de ese incremento que le inyecta más fuerzas al cambio climático.

Basuras y residuos en exceso

Innumerables lugares turísticos no cuentan con la infraestructura apropiada para albergar la cantidad de aventureros que recibe y esto se traduce en contaminación y excesos de basura y residuos, que en muchas ocasiones van a parar directo al mar.

Aparición de modelos de alojamiento

Son tantos los turistas que llegan cada año a las diversas ciudades que los mismos hoteles se ven en aprietos para ofrecerles alojamiento. De allí, que surjan nuevos modelos de hospedaje de la talla de Airbnb, los conocidos Bed & Breakfast y demás locaciones que se encargan de brindar camas para dormir.

Una "nueva cara" al paisaje

La masificación del turismo está empujando a la construcción de hoteles, complejos hoteleros y similares en áreas que se suponen le pertenecen a la naturaleza y a su fauna y flora. Por eso, no es raro ver que en los últimos tiempos se han disparado las jornadas de tala de árboles y readecuación de zonas verdes.

En conclusión, así como estos, hay muchos inconvenientes más que trae consigo el turismo masivo. Lo ideal sería que las cifras en la economía sigan subiendo, pero no a cualquier costo.

Dejá tu comentario